¿Cómo se relacionan la agroindustria y la sostenibilidad?



El campo es medular en el crecimiento de las naciones, pues nos dan el sustento diario y la oportunidad de comercializar más allá de los mercados domésticos. Uno de los principales objetivos de las Naciones Unidas es acabar con el hambre, mientras que las proyecciones de crecimiento poblacional indican que nuestros métodos actuales son insuficientes para generar alimento el alimento necesario para cubrir las futuras décadas. Es necesario dedicar recursos a la investigación, desarrollo e implementación de proyectos que mejoren la productividad de nuestros campos.
 
Además del crecimiento poblacional, está la necesidad de revertir los efectos de un consumo y producción desmedidos que han agotado y acabado con miles de hectáreas de selvas y la biodiversidad (hasta más de un 50%). Las soluciones que la agroindustria debe encontrar tienen que balancear el requerimiento de elevar la productividad de los suelos para poder alimentar a más de nueve mil millones de personas (proyección del 2050, implicando un 70% más de lo que actualmente producimos), mientras que se hace reduciendo el impacto que se tiene en el ambiente, o contribuyendo a su recuperación.
 
A pesar del estado actual del clima, podemos hacer la diferencia. El cambio climático no es algo irreversible, mientras sumemos esfuerzos. Solamente del rubro agrícola, se emiten hasta un 25% de los gases que produce el efecto invernadero a nivel mundial. Al maximizar la productividad de las superficies y preservar los bosques actuales, podemos eliminar emisiones por uso de tierra y conservar los pulmones recicladores del oxígeno. También existen posibilidades al considerar las emisiones causadas por ganado, fertilizantes y las técnicas de cultivo.
 
Cambio a distintos cultivos. Dado que el cambio climático afecta a los cultivos más comerciales. En algunos casos, el sorgo ha sido sustituido por el maíz, pues puede utilizarse para alimentar ganado y como producto para distintos mercados. En México, se están buscando variedades de cacao para sustituir los cultivos de café, que pueden no ser propios para cultivo dado a proyecciones de plagas y calor debido al cambio climático a partir del 2025.
 
Investigación para cultivos más resistentes. La producción de variedades más resistentes al cambio climático es posible, pero la inversión anual necesaria es por mucho superior a la actual (4 mil millones USD mientras que se requieren de 45 a 50 mil millones).
Granjas urbanas. Aunque no resuelven en su totalidad las necesidades de consumo de frutas y vegetales, representan una solución conveniente al economizar en transporte, refrigeración y empaque.
 
Aunque las proyecciones del crecimiento poblacional no son definitivas, porque en décadas recientes el índice de fertilidad se ha reducido gracias a mayor acceso a educación y alternativas para control de natalidad, debemos estar preparados para cualquier escenario, que en todo caso nos ayudará a mejorar nuestra capacidad productiva. Conoce las Soluciones Rotoplas para Agroindustria que Dinámica en Soluciones tiene para lograr adoptar acciones más sostenibles para el mundo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario